Asesinan a madre de desaparecido en Tecámac

0
2485

Doña Cornelia Guevara Guerrero tenía la mirada triste. El 7 de agosto del 2012 desapareció su hijo Oswaldo Espejel Guevara, entonces de 35 años de edad. La mujer no dejó de buscarlo, hasta que fue asesinada en el interior de su domicilio, en Los Reyes Acozac, en el municipio de Tecámac, el pasado 15 de enero.

“No me explicó por qué hay tantas desapariciones y muertes, porque de unos años para acá está sucediendo esto y la autoridad yo veo que no hace nada, nada más dan largas a que hacen, pero no se ve ningún resultado”, afirmó Guevara Guerrero en entrevista con EL UNIVERSAL en agosto del 2012.

Durante más de tres años doña Cony, como le decían, buscó a su hijo Oswaldo por todos lados: En las calles, en hospitales, en el Servicio Médico Forense (Semefo), en las agencias del Ministerio Público, en las fosas comunes. Jamás volvió a verlo.

Oswaldo tenía dos domicilios, en Los Reyes Acozac y Ajoloapan, ambos en el mismo municipio. En este último se metieron a robar y el hombre se quedó a vigilar la vivienda unos cuatro meses. Ahí desapareció el 7 de agosto del 2012.

La esposa de Oswaldo, Angélica, denunció los hechos uno o dos días después, pero en Nezahualcóyotl. La mujer afirmó que recibió dos llamadas del teléfono de su pareja en las que le exigieron dos millones de pesos para liberarlo.

Doña Cony esperó varios meses resultados de las investigaciones, pero no volvió a ver a su hijo, que era comerciante y padre de tres niños.

“Hicieron dos llamadas y ya no se volvió a saber más, ya no volvieron a pedir el rescate, ni se supo más. Seguimos sin saber nada, pasaron los días y no se supo nada. El comandante hubo ocasiones que me llamó para decirme que iban bien las investigaciones”, mencionó durante la entrevista del 2013.

La mujer conoció a familiares de personas desaparecidas y junto con ellos redobló esfuerzos para la búsqueda de su hijo. Exigió a la Procuraduría de Justicia de la entidad resultados y finalmente fueron detenidas dos personas, entre ellas Angélica, quienes relataron a la policía que habían asesinado a Oswaldo, aunque su cuerpo nunca fue localizado.

El pasado 15 de enero doña Cony fue asesinada en el interior de su domicilio de Los Reyes Acozac, Tecámac, en hechos al parecer relacionados con la desaparición de su hijo.

“Lo único que quiero es que me apoyen, que ojalá de esta investigación vea resultados”, pidió doña Cony.

En redes sociales se difundió la noticia del asesinato de la mujer.

“Otra madre asesinada por buscar a su hijo, Cornelia Guevara Guerrero no debió morir.”, “Ninguna madre, ningún padre debería ser asesinado por buscar a su hijo desaparecido”, “En un país como México esto ocurre porque vivimos en completa impunidad. La búsqueda de nuestros desaparecidos es tarea de todos” dicen mensajes difundidos en redes sociales.

Hasta el último día de su vida, doña Cony buscó a su hijo.

msl

FUENTE: EL UNIVERSAL

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here